18 nov. 2015

El secreto



            «–Y entonces, ¿qué es lo que me vas a enseñar hoy que no he visto todavía?
            – Varias cosas. De hecho, lo que te voy a enseñar forma parte de una historia. ¿No me dijiste el otro día que a ti lo que te gustaba era leer?
            Bea asintió, arqueando las cejas.
            –Pues bien, ésta es una historia de libros.
            –¿De libros?
            –De libros malditos, del hombre que los escribió, de un personaje que se escapó de las páginas de una novela para quemarla, de una traición y de una amistad perdida. Es una historia de amor, de odio y de los sueños que viven en la sombra del viento.
            –Hablas como la solapa de una novela de a duro, Daniel.
            –Será porque trabajo en una librería y he visto demasiadas. Pero ésta es una historia real. Tan cierta como que este pan que nos han servido tiene por lo menos tres días. Y como todas las historias reales empieza y acaba en un cementerio, aunque no la clase de cementerio que te imaginas.
            Sonrió como lo hacen los niños a los que se les promete un acertijo o un truco de magia.
            –Soy toda oídos».


(RUIZ ZAFÓN, Carlos. La sombra del viento. 39ª ed. Barcelona: Planeta, 2004, p. 213.)

No hay comentarios:

Publicar un comentario